Xunantunich,  “Mujer de Piedra”

2

En la selva de Belice

belice3

Esta zona arqueológica maya ofrece a los visitantes la oportunidad de ascender a El Castillo, la estructura más alta del sitio, desde el cual se puede admirar el espectacular paisaje de la selva de Belice y, en días despejados, la crestería de los templos más altos de Tikal, en Guatemala.

Axel Trujillo/Fotos: VEN AMÉRICA

Ir a Xunantunich es garantía de emoción, ya que primero tendrá que llegar a Ciudad Belice por avión, después por carretera entre espectaculares paisajes de la selva, para proseguir en un pequeño transbordador tirado a mano por una sola persona y en el cual sólo cabe un vehículo con sus respectivos pasajeros. Incluso, si tiene suerte, hasta ver un fantasma.

belice1

Con una historia de tres mil años, la civilización maya habitó una gran parte de la región denominada Mesoamérica, que comprende los territorios actuales de cinco estados del sureste de México (Tabasco, Campeche, Yucatán, Quintana Roo y Chiapas), así como Guatemala, Belice, Honduras y El Salvador, donde levantaron ciudades de diferente importancia, entre ellas Xunantunich, traducida como “Mujer de piedra”.

Se desconoce la fecha exacta de la construcción de Xunantunich, pero seguramente tiene su origen durante la etapa de decadencia del Periodo Clásico Maya, porque carece de las llamadas estelas que caracterizan a dicha etapa, aunque es temerario afirmar que no las haya habido, pero en nuestra visita no vimos ninguna.

belice

“Mujer de piedra” se localiza a 130 kilómetros al oeste de la ciudad de Belice, en el extremo occidental del país, en el Distrito de Cayo, cerca de la rivera del río Mopán, que atraviesa al país de oeste a este, y de la frontera con Guatemala.

Después de pasar por San Ignacio, capital del Distrito de Cayo, continuamos a San José Succotz, en la rivera del río Mopán, donde lugareños de origen mayan venden diversas artesanías, principalmente de tela.

En ese punto se cruza el río, de unos 80 metros de ancho, en rústico transbordador para desembarcar en la otra orilla y continuar unos minutos más hasta el estacionamiento de la zona arqueológica de “Mujer de piedra”, rodeado de altos y frondosos árboles en cuyas copas descansan, gritan y se desplazan grupos de monos.

belice2

Mujer de negro

De acuerdo con investigadores, el nombre del sitio es moderno y proviene del maya yucateco que significa “Mujer de piedra”, porque el original se desconoce. La explicación de los beliceños es que se refiere a un fantasma de mujer vestida de negro que vaga por la zona arqueológica; por lo general, aseguran quienes dicen haberlo visto, aparece frente a El Castillo, asciende las escalinatas de piedra y desaparece entre las paredes.

Aparte del mito, Xunantunich fue un importante centro ceremonial del Periodo Clásico maya, con una población cercana a los diez mil habitantes durante el llamado colapso de los mayas entre el año 600 al 1000 de nuestra era.

belice10

“Mujer de piedra” tiene una superficie de casi 2.6 kilómetros cuadrados de superficie, con un conjunto de seis plazas y juego de pelota rodeadas por más de 25 templos y palacios, de los cuales destaca El Castillo que, con sus casi 40 metros de altura, es la estructura más alta del sitio y la segunda edificación precolombina más alta de Belice, después del templo de El Caracol.

El Castillo debió ser de una belleza imponente, parte de la cual conserva en uno de sus lados adornado con magnífico mascarón cubierto de estuco. Por ese mismo lado se asciende a la parte superior. También se han descubierto varias fachadas recubiertas de finos relieves de estuco en otros edificios.

belice7

«El Castillo»

belice5

Fachada decorada en uno de sus costados

belice6

Detalle del mascarón de estuco

Desde la crestería que aún conserva El Castillo es posible admirar espectaculares vistas del verde paisaje circundante, las poblaciones San Ignacio y Benque Viejo, así como el área maya del lado guatemalteco que, incluso, durante días despejados, aseguran algunos guías, es posible ver la parte superior de los templos más altos de la zona arqueológica de Tikal distante a 25 kilómetros.

El descenso es por el lado contrario al mascarón mediante una escalinata reconstruida de piedra.

belice9

Investigaciones arqueológicas han determinado que algunos edificios fueron gravemente dañados por un terremoto en el tiempo en que la ciudad estaba habitada, lo cual provocó el abandono del sitio por parte de sus pobladores.

De regreso de Xunantunich se puede visitar la zona arqueológica de Cahal Pech, y con un poco más de tiempo Caracol y El Pilar.

belice4

Share.

About Author

Comments are closed.